viernes, 11 de septiembre de 2009

0883 11/9 - Apertura: Racing 1 - Gimnasia LP 1

Empataron en el Cilindro y ambos conjuntos siguen sin poder sumar victorias en el Apertura. El equipo de Leonardo Madelon fue muy superior al de Caruso Lombardi y el empate termino siendo injusto, porque en la cancha hubo un solo equipo que busco siempre ganar y ese fue Gimnasia. Para la gente de Gimnasia y Esgrima La Plata les debe ser dificil tratar de encontrar las explicaciones del por que se fue su equipo al descanso perdiendo 1 a 0. Con la movilidad de Esteban Gonzalez y Sebastian Romero, mas las subidas de los laterales y con los dos puntas muy atentos, el equipo platense hizo que el arquero Jorge De Olivera se presentara ante los hinchas de Racing evitando por lo menos cuatro goles. Gimnasia en el primer tiempo genero situaciones con centros, remates desde fuera del area y desbordando a los de Avellaneda por cualquier lugar que se propusieran. Racing no podia encontrarle la vuelta a la historia, porque su mediocampo hacia agua por todos lados y solo Marcos Britez Ojeda mostraba criterio. Sin embargo, pese a merecer largamente ir perdiendo, los dirigidos por Ricardo Caruso Lombardi se pusieron en ventaja, luego de una contra que inicio Adrian Lucero, siguiendo por Pablo Luguercio y que culmino con el gol de Ramirez, con ayuda de Maldonado, quien mando la pelota al fondo de la red en su intento por rechazar. A partir del gol Racing mejoro, pero siguio siendo mas Gimnasia, que tardo unos minutos en recuperarse del impacto de ir perdiendo un partido que manejaban a voluntad. Recien sobre el final Racing tuvo su segunda chance de gol, con un cabezazo de Ramirez, mientras que De Olivera ya se habia revolcado varias veces mas. Para el segundo tiempo la historia en el comienzo parecia cambiar, porque los locales se pararon unos metros mas adelante, pero eso duro poco. Con el correr de los minutos si bien Gimnasia no era el del primer tiempo, emparejo las cosas y volvio a generarle peligro a De Olivera. Maldonado, con un fuerte tiro libre, provoco otra gran atajada del ex Nueva Chicago, quien a esa altura ya era la figura de la cancha. El partido en el segundo tiempo decayo en su intensidad hasta que Gimnasia llego al empate, luego de una media vuelta de Chirola Romero, en una jugada que se inicio en un lateral que hizo Alvaro Ormeno. El empate le sentaba mejor al partido, aunque no terminaba de ser justo el resultado porque Gimnasia siempre fue mas que Racing en la fria noche de Avellaneda. Al final Gimnasia busco pero no pudo y Racing, busco con Grazzini dar vuelta un historia que ya estaba cerrada.